Cómo hacer jabón de Pepino

Publicado el : 10/04/2016 11:17:18
Categorías : Jabones artesanos Rss feed

El pepino es un gran aliado para nuestra piel, nos proporciona suavidad, hidratación, es refrescante y un gran aliado para la piel con arrugas y con manchas producidas por el sol, aunque está especialmente recomendado para la piel grasa, para el acné y las espinillas de sus propiedades se pueden aprovechar todo tipo de pieles.

El pepino contiene hasta un 96% de agua, vitaminas C y E y antioxidantes que hidratan la piel retrasando la degradación del ácido hialurónico y la elastina, sustancias que hacen que la piel no pierda su elasticidad.

Para hacer el jabón de pepino, lo mismo que para cualquier jabón al que le hayamos añadido fruta, podemos utilizar la fórmula que más nos guste. Solamente hay que tener en cuenta que le estamos añadiendo una cantidad de agua extra contenida en la fruta que la tendremos que descontar del agua de la sosa.

Tampoco tenemos que olvidarnos  que este tipo de jabones resultan más blandos que los demás por lo que conviene subirles la dureza con cera  de abeja, ácido esteárico, o como en este caso con las dos cosas.

Normalmente pondremos un porcentaje de fruta del 10% respecto al peso de los aceites que contenga nuestra fórmula.

En este caso el jabón no lleva ningún colorante añadido.

Fórmula

Aceite de oliva 380 gr

Aceite de coco 380 gr

Aceite de pepita de uva 306 gr

Aceite de macadamia 68 gr

Cera de abeja 78 gr

Ácido esteárico 77 gr

Jugo de pepino 129 gr

Sosa 171 gr

Agua 210 gr

Los aceites esenciales utilizados son: lavanda 30%, lima 30%, menta 20% y romero 20%.

Share

Añadir un comentario

 (con http://)